La Plata: la Feria del Libro Infantil protagoniza las vacaciones – Desafios Educativos

La Plata: la Feria del Libro Infantil protagoniza las vacaciones

 

El Centro Cultural Pasaje Dardo Rocha, situado en la calle 50 entre 6 y 7 de la ciudad de La Plata, tiene un aire de familia con el Centro Cultural Kirchner, casa porteña de la 27» Feria del Libro Infantil y Juvenil. Ambos son edificios históricos que cumplieron distintas funciones a lo largo del tiempo. Los dos fueron sedes del correo y se reciclaron como espacios culturales. En el de La Plata se desarrollan muestras de arte y ciclos de cine, además de encuentros como el actual. Por sugerencia de la Secretaría de Cultura y Educación de La Plata, a cargo de Gustavo Silva, la Fundación El Libro sumó una sede provincial donde 80 expositores acercan sus catálogos a los lectores más jóvenes. Además de cuentos para bebes y novelas de terror para adolescentes, clásicos firmados por los hermanos Grimm, Oscar Wilde y Ema Wolf, libros didácticos, best sellers juveniles y otros deleites gráficos se dan cita en la ex estación de trenes 19 de Noviembre del Ferrocarril del Sud, ideada por el arquitecto Francesco Pinaroli.

Con entrada libre y gratuita, la filial platense de la feria abrió sus puertas el 10 de julio. Hasta el viernes pasado el horario fue de 9 a 17 y la visitaron mayormente contingentes de escolares. Desde el sábado, la franja horaria va de 12 a 20. Esa tarde, pese a la lluvia y el viento, abuelos, padres e hijos, tías y sobrinos, grupos de adolescentes y amigos recorrieron el amplio salón de la planta baja del Pasaje Dardo Rocha, escucharon recomendaciones de expositores, hojearon libros y admiraron las ilustraciones de títulos publicados por sellos como Comunicarte, Kalandraka, unaLuna, Ojoreja y Del Naranjo. También aprovecharon promociones: en el stand de Colihue, una oferta imperdible de cuatro títulos de la colección El Pajarito Remendado por $ 170 no pasó inadvertida. “Muchos padres que vinieron con los hijos fueron lectores de esa colección”, contó uno de los encargados. El Pajarito Remendado ya cumplió 40 años.

Seis librerías de la ciudad de La Plata fueron invitadas a participar por la Fundación El Libro. Rayuela está especializada en literatura para chicos y jóvenes.

“El comienzo fue bueno y esperamos que lleguen más chicos durante las vacaciones”, dijeron. Cómics, novelas gráficas y manga japonés se destacan en Espacio Crumb (única librería de cómics de La Plata), que tiene en el stand revistas de superhéroes desde $ 50 y vende una edición de El Eternauta a $ 1000. En Cúspide, libros de distintos sellos competían por desplazar a Harry Potter de la cima de los más vendidos (lo seguía Percy Jackson). En Don Cipriano, se pueden elegir relatos de Emilio Salgari, Jane Austen, H. G. Wells, Lewis Carroll, H. P. Lovecraft y Robert Louis Stevenson (tres por $ 250).

Incluso a la Feria del Libro Infantil y Juvenil llegó la moda de los stands colectivos, que permite ahorrar costos y unir fuerzas. En el Pasaje Dardo Rocha hay dos muy recomendables. Uno es el de la Cámara Argentina del Libro, que agrupa más de veinte editoriales.

Aunque es pronto para enumerar éxitos, Los ojos del perro siberiano (Norma), de Antonio Santa Ana, y Días de montaña (Hola Chicos), de Margarita Mainé, se agotaban en el stand de la CAL. Las editoriales Del Naranjo, Nazhira, Grupo Claridad y V&R comparten espacio. La colección de libros ilustrados Luna de Azafrán, de Del Naranjo, posee un repertorio donde imagen y texto conviven amigablemente. Al sello V&R lo sigue un público adolescente, fan de sagas como Maze Runner y la escalofriante Asylum ($ 360).

Paseo impostergable para los locales y quienes visiten la hermosa ciudad, la feria se extenderá hasta el 30 de julio en el Pasaje Dardo Rocha. Para muchos niños, el lunes 31 llegará el momento de regresar a las aulas. Pero será bajo el efecto creativo y regocijante que imprime la lectura.

Fuente: Diario La Nación.